elnortedecastilla.es Tierra de Sabor

Pan de la Tahona de La Pedraza

Elaboración lenta, ingredientes naturales y viejas recetas son los trucos que emplea La Tahona para conseguir sus panes y bollos tradicionales. En este obrador, con categoría de artesano de Castilla y León, se elabora el pan utilizando sólo harina de trigo, sal, agua y levadura madre, que se cuece en horno de leña de encina o roble. El resultado es una bollería espectacular: mantecados, nicarones al estilo de Boñar, pambollos de naranjas, tortas de chicharrones y ponche segoviano, entre otros muchos productos.
La ‘carta’ de La Tahona de Pedraza incluye también rosquillas de Castilla, pan artesano, pan de naranja, pan de molde, panes especiales, magdalenas, hojaldres, narcisos, melindres de la tía Miguelita, croissants y suizos. Y como no, los soplillos, tal vez lo más delicado de la oferta culinaria de la casa: un ligerísimo bollo de yema de huevo, harina de trigo, aceite y azúcar, batido tan intensamente que cuando entra en la boca casi se deshace.
Fundada en el año 1985, esta empresa está regentada por Pedro y José, que se valen casi únicamente de sus manos para elaborar este largo listado de postres y dulces tradicionales. Acordes a esta alta calidad son sus precios. La lista de productos y las recetas se pueden consultar en su página web.

Tu voto: Ninguno Promedio: 1.5 (2 votos)